lunes, 20 de septiembre de 2010

PASTAS DE TÉ


Con esta receta veréis qué fácil es preparar en casa unas deliciosas y apetecibles pastas de mantequilla, para tomar acompañadas, por ejemplo, de una infusión, con las mil y una variedades de que disponemos hoy en día en el mercado,  o de un café recién hecho. Y para aquéllos que tengan niños en casa,  para una merienda infantil acompañadas de un zumo de frutas, sano y natural.   


Ingredientes

125 g de mantequilla hecha pomada
75 g de azúcar glass
30 g de huevo
12 g de leche entera
187 g de harina tamizada
Guindas confitadas para decorar


Elaboración
  1. Ponemos en un bol la mantequilla y el azúcar y batimos hasta obtener una textura cremosa.
  2. Posteriormente añadimos el huevo. Para calcular los 30 g, si un huevo mediano pesa unos 50 g, habrá que batirlo en un recipiente aparte, y pesar en una balanza los 30 g que necesitamos.
  3. Seguidamente incorporamos la leche a la mezcla y batimos.
  4. Y por último añadimos la harina, mezclamos hasta obtener una masa homogénea.
  5. Precalentamos el horno a 190-200ºC.
  6. En una bandeja de horno, con papel sulfurizado o un silpat, vamos dando forma a las pastas con ayuda de una manga pastelera (si tenéis moldes para galletas también os servirán).
  7. Decoramos con media guinda a las pastas que hemos dado una forma redondeada, y las que hemos dado forma alargada, después de horneadas se podrán cubrir con cobertura de chocolate.
  8. Horneamos 20-25 minutos o hasta que se doren.